¿A quién no le ha pasado que después de unos años estamos cansados del mueble del salón? Este tipo de muebles son de los caros y normalmente los compramos y nos duran años y años.. Ántes eran de colores oscuros y buenas maderas, y claro estamos aburridos de verlo pero tirarlo… ni hablar.
Hoy con los muebles de IKEA que son baratos y de calidades medianas, podemos permitirnos el pasados unos años ahorrar y cambiarlos.
Aquí os proponemos una solución para rescatar esos muebles tradicionales que bien trabajados y pintados podemos hacerlos cambiar de look.