018

Las tortas de sal que conocemos en La Vega Baja tiene muchas variantes según en que país nos encontremos. El origen de estas pequeñas tortas lo vamos a encontrar en centro europa. Cuando las invasiones árabes llegaron hasta allí hicieron suya esa manifestación gastronómica y la difundieron por todos el mundo.  Los árabes la llamaban sopaipilla, que a su vez proviene del germano Suppa y significa «pan mojado en líquido». Los árabes habían tomado esta receta durante su tiempo en Europa Central y el vocablo fue traducido al español como «torta frita».
Siglos mas tarde cuando los españoles fueron a América llevaron también la tortas; de echo aún hay zonas de Paraguay donde se las conoce como sopaipilla-.  

Aunque sea un producto muy difundido en todo el mundo -incluso en zonas del norte de la India podemos encontrar variantes- debemos tener claro que las variedades son muy distintas, y las tortas de sal que tenemos en la Vega Baja, son distintas, y apenas se conocen fuera de la provincia de Alicante / Murcia.